SEVILLA

Este fin de semana pasado, mis suegros nos invitaron a visitar Sevilla. Yo ya había estado alguna vez, en la feria y con el colegio, pero mi recuerdo era muy escaso y apenas hicimos turismo, por lo que esta vez aluciné.

Queríamos ir en esta época pre-semana Santa por varias razones: todavía no hace mucho calor; empiezan a preparar la ciudad para las procesiones y hay algunos pasos montados ya; las calles huelen a azahar por la flor de los naranjos y hay mucho ambiente en la calle. 

No teníamos mucho tiempo ya que el viernes no podíamos salir de Madrid pronto, pero no paramos de recorrer sus calles y aprovechamos muchísimo el tiempo. Os voy a contar lo que vimos y las cosas que hacer para disfrutar de esta preciosa ciudad. No hicimos todo lo que os voy a contar, pero son parte de vuestras recomendaciones y me quedé con ganas de verlo todo, así que aprovecho para daros las gracias, porque todo lo que nos dio tiempo a ver, nos encantó!

Cómo llegar:

Recomiendo ir en AVE si no vais a estar más de 2 días, puesto que allí no se necesita mucho el coche y llegas allí en 2.30h. Nosotros cogimos el de las 19.30h en Atocha y a las 22h estábamos en Sevilla. 

Cosas que hacer:

– Past View: mi madre nos lo había recomendado puesto que es algo muy nuevo y casi nadie lo conoce. Es un tipo de tour para conocer la Sevilla antigua y la de hoy en día. Dura menos de 2h y te acompaña un guía que te va explicando todos los puntos de interés. Vas haciendo varias paradas y en ellas te pones unas gafas con imágenes a 360 grados de lo que fue Sevilla antiguamente. Es una pasada y merece muchísimo la pena ya que es muy original. Nos encantó! Precio: 15€.

– Catedral de Sevilla: si tienes tiempo, sube a la Giralda porque las vistas son muy bonitas

– Real Alcázar: fue declarado patrimonio de la humanidad, y no me extraña nada porque es impresionante.

– Torre del Oro: en su interior tiene una exposición de historia náutica y las vistas desde arriba son bonitas.

– Museo de Bellas Artes: tiene exposiciones temporales y fijas. La fija alberga cuadros enormes de Murillo y de Zurbarán que te dejan con la boca abierta, y el propio edificio es precioso con un patio central. Además, los domingos se ponen pintores en la plaza del Museo y puedes ver verdaderas maravillas.

– Parque de Maria Luisa: es un jardín público y parque más famoso de la ciudad. Es precioso y la Plaza de España es alucinante, pero recomiendo coger un coche de caballos para hacer el recorrido, ya que es grande y se pierde mucho tiempo. Otra opción es hacer un picnic allí, ya que es un lugar tranquilo para echarse una siesta 😉

– Visitar el Caixaforum: es nuevo en la ciudad y seguro que es interesante.

– Cruzar el puente de Isabel II y pasear por el barrio de Triana: la calle Betis va paralela al río y desde allí las vistas a la torre del Oro son muy bonitas. Aprovecha para tomar algo en una de sus terrazas.

– Coger un barco por el río: si tienes tiempo, dicen que es muy agradable coger un barquito para dar un paseo por el río. Nosotros no lo hicimos, pero nos quedamos con las ganas.

– Visitar el Palacio de Dueñas y la Casa Pilatos

– Un buen espectáculo de flamenco: Anselma

– Ver el atardecer desde la terraza del hotel EME o desde el hotel Doña María: preciosas vistas a la catedral

Dónde comer:

Esto es lo que más me habéis recomendado, puesto que la gastronomía del Sur está muy muy rica. Lo típico de allí son las bodeguitas donde tomar pescaito frito y las tabernas donde hay una barra que sirven de todo. Teníamos mil sitios pero no nos dio tiempo a mucho, así que os pongo los típicos y así podéis elegir.

– Casa Robles: fuimos a cenar el viernes recién llegados y nos gustó, pero recomiendo mejor cenar de tapeo, ya que el piso de arriba es restaurante y es más serio.

– Bodeguita Casablanca: taberna muy rica y pequeñita donde tomar comida de allí. Comimos el sábado y un 10.

– Baratillo: un bar de tapas muy ricas para una cena informal. Fue nuestra cena de sábado porque no teníamos reserva en ningún sitio y nos gustó muchísimo.

– Mercado de la calle Feria: para comer el domingo elegimos este mercado. Es muy conocido el Mercado del Barranco, pero nos dijeron que era bastante turístico y nos recomendaron este otro, que es al que van todos los sevillanos. Creo que hicimos bien porque comimos de lujo, platos típicos y bastante barato.

– María Trifulca: en el puente de Triana con bonitas vistas 

– El Pintón: sitio precioso y de moda cerca de la catedral 

– Bodeguita de Antonio Romero: los piripis es su plato clásico

– Eslava

– El Rinconcillo:: de los bares más antiguos

– Tata Pila

– Travedo Centro

– La Bernarda: sitio de moda

– Ovejas negras

– Taberna del Alarbadero

Dónde dormir:

Nosotros nos alojamos en el hotel EME. Está perfectamente situado justo delante de la catedral y la experiencia fue muy buena, pero por la noche se escucha el ruido de la gente en los bares de los alrededores, ya que está en pleno centro. Aún así, la comodidad de estar situado allí merece mucho la pena, y el hotel es muy cómodo.

Creo que eso es todo, y más que suficiente para un fin de semana. La ciudad es una maravilla y recomiendo una escapada ahora en primavera.

Espero que os haya gustado y, a los que sois de allí, perdonadme si se me olvida algo, pero olé que ciudad!! 🙂

«Quien no ha visto Sevilla, no ha visto maravilla»

Tags:
,
0 comentarios

Escribe un comentario
CLOSE
CLOSE